Saltar al contenido

Alarga la vida útil de tu mochila para senderismo con estos sencillos consejos

Alarga la vida útil de tu mochila para senderismo con estos sencillos consejos

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando...

El senderismo es considerado una actividad recreativa y deportiva. Las personas que practican esta provechosa actividad reconocen que necesitan implementos para hacer sus recorridos más fáciles. La mochila es uno de esos implementos que no pueden faltar al realizar senderismo. Por ello, es importante conocer algunos consejos para cuidar la mochila para senderismo.

8 Consejos de cuidado para las mochilas

La mochila y su contenido cumplen un importante papel en la realización de diversas actividades. Por ejemplo, las personas que practican montañismo, senderismo, camping o trekking necesitan tener una buena mochila. La selección de un bolso o mochila para hacer senderismo posee gran relevancia.

Sin embargo, después de adquirir la mochila correcta, los compradores necesitan conocer cómo cuidarla. De esa manera, la mochila seguirá siendo útil por una mayor cantidad de tiempo, beneficiando a sus usuarios. El seguimiento de consejos es verdaderamente práctico en este aspecto.

La mayoría de los consejos van dirigidos a la limpieza de la mochila. Además, es esencial seleccionar con cuidado el contenido de la mochila mientras se está usando.

Evitar lavadas innecesarias

Las personas que desean conservar su mochila en buen estado pueden cometer el error de lavarla a menudo. Este es un error bastante común que perjudica y deteriora el material con el que la mochila fue fabricada. Claro está, es importante aclarar que sí se puede limpiar la mochila sin necesidad de realizar un lavado profundo.

El uso de toallas húmedas o cepillos suaves para eliminar el polvo que se adhiere es adecuado. Esa es una manera asertiva de limpiar la mochila una vez terminado un recorrido. De esa manera, las manchas pequeñas que el bolso adquiera pueden desaparecer en poco tiempo sin mucho esfuerzo.

Lavar a mano

Una vez se hace necesario el lavar la mochila existen diversas sugerencias que deben seguirse. El lavar a mano el bolso o mochila para senderismo es la recomendación más importante. A pesar de que el lavado manual requiere de esfuerzo, las personas que cuidan sus mochilas lo llevan a cabo. Eso se debe a que este tipo de lavado es más seguro que el que usa lavadoras.

El lavado puede realizarse usando una bañera, agua fría o tibia y un cepillo o una esponja. Los individuos que lavan su mochila no deberían usar suavizantes o detergentes muy fuertes o agresivos. El frotamiento con la esponja o el cepillo debe realizarse con mucho cuidado y sin excesos. Así, el implemento de senderismo estará limpio y bien cuidado.

Secar con el aire natural

El aire natural es el que se recomienda para secar una mochila lavada de la forma antes descrita. Por ese motivo, el uso de una secadora no es apropiado para este tipo de bolsos. Eso se debe a que una secadora puede acelerar el envejecimiento o el deterioro del bolso. La posición correcta para el secado de la mochila es boca abajo.

Dicha posición permitirá que el agua corra de la mochila y esta no permanezca húmeda o adquiera mal olor. Por otra parte, es relevante destacar que no se aconseja la directa exposición al sol para secar la mochila. El sol puede causar el deterioro del color original de la mochila si tiene mucha incidencia en su secado. 

Seguir instrucciones especificadas

Los consejos antes proporcionados sobre la limpieza de la mochila son generales. Sin embargo, hay modelos de mochilas que traen sus propias instrucciones específicas de lavado. La claridad y los detalles de esas instrucciones están determinadas por la marca de la cual proviene el bolso.

Esas instrucciones deben ser seguidas por los usuarios de la mochila para prolongar su vida útil de manera exitosa. Los individuos pueden presentar algunas dificultades para seguir las instrucciones que trae la mochila para su limpieza.

Esas dificultades pueden estar determinadas por el idioma en el que se encuentran o la falta de especificaciones. Por ello, es bueno contar con consejos prácticos al respecto.

Supervisión del peso cargado

La determinación consciente del peso que puede cargar la mochila es en extremo importante para su conservación. Las mochilas de senderismo determinan el peso que pueden soportar en la descripción de sus características. Por eso, los usuarios de esos bolsos no deben sobrepasar el peso que estos son capaces de soportar.

El almacenamiento de peso excesivo dentro de la mochila afecta negativamente las asas. Esas asas, también denominadas tiras, pueden romperse o resentirse por el peso. Debido a ello, los individuos que practican senderismo deben seleccionar con cuidado lo que guardarán en su mochila.

Almacenamiento en lugares secos

El almacenamiento de la mochila de senderismo cuando no está en uso también posee gran relevancia. La zona donde es guardado el bolso no puede ser húmeda, al contrario, debe estar completamente seca. Las hebillas de la mochila deben cerrarse para lograr una mejor protección de todas sus partes.

Por otro lado, no se aconseja el apilamiento de bolsos, más bien, lo mejor es ordenarlos adecuadamente.

Uso de un cubre-mochilas

El uso de un cobertor de mochilas o un paraguas puede ser especialmente útil cuando llueve durante el senderismo. La mochila puede durar más tiempo si se le protege de algunos factores ambientales, como la lluvia. En caso de que la mochila se moje durante la lluvia, tampoco se recomienda meterla en la secadora.

De igual modo, no debe dejarse secando la mochila en contacto directo con los rayos ultravioletas.

​Almacenamiento seguro de alimentos

Las cosas que se guardan en la mochila poseen una incidencia directa en su cuidado. Debido a eso, es aconsejable usar bolsas plásticas para guardar comida en la mochila. Del mismo modo, las bolsas plásticas con tamaños distintos pueden servir para almacenar desperdicios. Así, las personas evitarán que su mochila se manche y tenga olores extraños.

Cuidar el interior del bolso es igual de importante que proteger su parte externa. Gracias al seguimiento de consejos prácticos, las personas pueden cuidar mejor la mochila que usan para practicar lo que aman. El senderismo sin duda alguna es una actividad que puede disfrutarse mucho si se cuenta con los implementos correctos.

[wp_show_posts id=»2968″]